Tuesday, October 19, 2010

El Cuento de la Calle de Las Flores



Había una casa en la Calle de Las Flores donde crecía un rosal. Pero en cada año, al final de la primavera, apenas una rosa floría.

Era una rosa tan hermosa que todos se detenían frente a ella para admirarla. Pero lo que pasaba es  que después de ver la rosa, las personas no eran capaces de reconocer la belleza en todo lo demás. 

Toda la gente admiraba tanto aquella flor que todas las veces que la rosa se murria, a principios del invierno, las personas sentían sus vidas secas y pálidas. Debido a que no les era posible ver la belleza en cualquier otro lugar.

Curiosamente, todos los años cada vez más y más personas se reunian en frente de la casa antes del final de la primavera. Ellos deseabam volver a ver la belleza que no podían más encontrar en ningún otro lugar.

Poco a poco, la multitud empezó a desputar espacio delante de la casa, unos intentaban avanzar, otros empujaban los que tenían mejor ubicación para ver la rosa y de pronto, la gente empezó a matar unos a los otros con fines de tener la oportunidad de ver la rosa una vez más.

Cuando todos estaban muertos, miles de capullos de rosa florecieran a tal punto, donde no se podía ver nada en la calle además de los capullos de rosa, brillantes de color sangre.




Vanessa Emmanuelle de Aquino.

No comments: